Mindfulness previene el envejecimiento cerebral y se relaciona con una mayor esperanza de vida, según los resultados de dos investigaciones que presentó ayer Javier García Campayo

Captura de pantalla 2016-05-19 a las 8.17.24

La imagen superior recoge los medios de comunicación que ayer, 18 de mayo, se hicieron eco de la presentación que Javier García Campayo, investigador del Instituto Aragonés de Ciencias de la Salud realizó de los resultados de dos investigaciones realizadas por Webmindfulness,

su Equipo de Investigación en Mindfulness-Compasión.

El primero de ellos concluye que la  práctica continuada de mindfulness influye positivamente sobre el ADN y las proteínas y previene el envejecimiento cerebral. El estudio se presentó bajo el título “La meditación zen, la longitud de los telómeros y el papel de la evitación experiencial y de la compasión”; junto a García Campayo, completan el equipo investigador Marta Alda, Marta Puebla-Guedea, Baltasar Rodero, Marcelo Demarzo, Jesús Montero Marín y Miquel Roca.

El segundo estudio, realizado con el Servicio de Oftalmología del Hospital Universitario Miguel Servet, de Zaragoza, demuestra que meditar mejora la agudeza visual. En ambos casos, el equipo aragonés lideró los grupos de investigación en esta materia con participación de varias universidades españolas y otros investigadores internacionales.

A esta presentación también asistió la especialista del servicio de Oftalmología del Hospital Miguel Servet, doctora Elena García Martín, y la Directora Gerente del Instituto Aragonés de Ciencias de la Salud, Sandra García Armesto, que apoya decididamente estas investigaciones.

A continuación os dejamos los enlaces a los artículos:

El Periódico de Aragón: “Más vida y mejor visión”

Heraldo de Aragón: “Un estudio aragonés relaciona la meditación con una mayor esperanza de vida”

Acta sanitaria: “El mindfulness actúa sobre el ADN y las proteínas y previene el envejeciemiento celular”

Infosalus.com: “El mindfulness actúa sobre el ADN y las proteínas y previene el envejecimeinto celular”

 Un fragmento de la noticia publicada en Heraldo de Aragón:

Además de constatar que estas técnicas están entre las más efectivas para combatir el estrés, que incrementa la cantidad de cortisoles en sangre, -lo que favorece la aparición de cáncer-, así como enfermedades cardíacas o psicológicas, este equipo ha realizado varios estudios para demostrar científicamente algunas de las creencias sobre el ‘mindfulness’.

Para ello, han escogido 20 personas con estilos de vida y características similares y que hayan practicado meditación en una media de 20 a 30 minutos diarios durante ocho años como mínimo.

Al compararlo con la población general, comprobaron que la longitud de los telómeros -una proteína situada en el ADN y relacionada con la esperanza de vida- es mayor entre los meditadores, por lo que estos son más proclives a disfrutar de una vida más larga, ha indicado en la rueda de prensa de presentación Javier García Campayo, investigador del Instituto Aragonés de Ciencias de la Salud (IACS) y responsable del trabajo.

Destacamos estos párrafos de la noticia en Acta Sanitaria:

En lo que se refiere a variables de mindfulness, la muestra de meditadores obtuvo una mejor puntuación en atención y conciencia, observación, descripción, no juicios, resiliencia, autocompasión, satisfacción con la vida y felicidad subjetiva. En cuanto a la relación entre mindfulness y telómeros, en el estudio se observan dos factores que pueden desempeñar una función clave.

Uno de ellos es la aceptación, medida como la ausencia de evitación experiencial (este estudio es uno de los primeros en mostrar que la aceptación está relacionada con la longitud de los telómeros). El segundo tiene que ver con la compasión y uno de sus componentes, la humanidad compartida, es una estrategia útil para la regulación emocional en la que no se evitan los sentimientos dolorosos o estresantes, sino que se afrontan conscientemente con bondad, comprensión y sentido de humanidad compartida.

El Periódico de Aragón dice:

El segundo estudio de mindfulness lo presentó la doctora Elena García Martín, del servicio de Oftalmología del hospital Miguel Servet de Zaragoza. Según los resultados, para los que se evaluaron 36 ojos de 18 meditadores y otros 76 de 38 personas que no hacían mindfulness, esta práctica se asocia a mejor agudeza visual. “Se ha acreditado que percibían con más claridad detalles, figuras y contrastes. Además de más esperanza de vida, parece que durante esos años van a ver mejor”, comentó la doctora.

Infosalus.com escribe sobre el Dr. Javier García Campayo lo siguiente:

El investigador Javier García Campayo ha publicado más de doscientos artículos científicos y es autor de varios libros científicos y divulgativos, y entre sus principales líneas de investigación se encuentran las terapias de nueva generación mindfulness y compasión. Forma parte del Comité de Dirección de la Red de Investigación en Actividades Preventivas y Promoción de la Salud, y también es Investigador Principal y coordinador del Grupo Aragonés de Investigación en Salud Mental en Atención Primaria.

Dirige el Máster de Mindfulness de la Universidad de Zaragoza, el primero específicamente sobre mindfulness en una universidad española. El grupo de profesores que dirige el Máster, coordinado por el García Campayo, es uno de los de mayor experiencia docente e investigadora en los países de habla hispana.

Desde este Máster se impulsó el Congreso Internacional de Mindfulness, que bianualmente se celebra en Zaragoza. La tercera edición de este evento científico de referencia internacional reunirá el próximo mes de junio a más de 500 asistentes y contará con ocho conferencias magistrales, 27 mesas temáticas y más de 30 talleres para poner el foco sobre los datos más relevantes sobre la investigación del Mindfulness, sus evidencias científicas y sus beneficios para la salud. Se celebrará del 8 al 11 de junio bajo el lema Compasión, psicología positiva y mindfulness.

 

Imagen de Webmindfulness

Anuncios